El 87% de los empresarios de Jalisco considera que habrá crecimiento económico en la entidad en esté 2018, y sólo el 13% espera afectaciones, sobre todo en las exportaciones, debido a las negociaciones del Tratado de Libre Comercio con América del Norte (TLCAN). Éstos son parte de los resultados de la encuesta “Perspectivas de la alta dirección en México 2018”, donde también se reflejó que el 44% los empresarios de Jalisco han tenido que suspender o reducir sus inversiones, debido a la incertidumbre por la renegociación del TLCAN.

En encuesta se cuestionó a 906 directivos de empresas en México, de los cuales 90 son líderes empresariales de Jalisco, y fue realizada por la firma de servicios profesionales en auditoría e impuestos KPMG.

Una de las principales inquietudes el sector empresarial del país es que se mejoren los niveles de seguridad para incrementar así los niveles de competitividad de México.

“Hoy, la prioridad primera de los líderes empresariales es el combate a la corrupción, y la segunda es el combate a la inseguridad”, señaló Roberto Cabrera, Socio Líder Nacional de Asesoría de KPMG en México.

Los empresarios fueron cuestionados sobre las principales exigencias del sector hacia los gobiernos, y como respuesta el 86% consideró que se debe combatir la corrupción, en segundo lugar el 65% habló de la inseguridad. En otros temas el 73% de los encuestados consideró que se debe fortalecer la estabilidad económica del país y el 65% señaló que se debe fortalecer el estado de derecho.

A nivel nacional el 51% de los empresarios encuestado reportó que por motivos de seguridad han tenido que reducir o cesar sus inversiones, cifra inédita en los 13 años en los que se han presentado resultados de dicha encuesta, aunque el 90% de los empresarios consideró que el crecimiento de sus empresas será de 1 o 2%, mientras que el 70% consideró que la economía de México crecerá a niveles mayores del 2% durante el 2018.

El tema que más preocupa el empresariado Jalisciense es la reforma fiscal, ya que un 47% manifestó su inconformidad con las nuevas tasas impositivas y señalaron que más que las negociaciones del TLCAN, para poder competir con empresas internacionales se debe establecer una tasa generalizada del Impuesto al Valor Agregado (IVA), o recortar al Impuesto sobre la Renta del 35% al 22.5%, según lo recomendado por la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE).

En la encuesta el 52% de los empresarios reportó mejoras en la rentabilidad de sus empresas, e incluso dijeron tener planes de expansión hacia otros estados del país.

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor, introduzca su comentario!
Por favor, introduzca su nombre aquí